Un espacio abierto a la Comunidad

Cómo superar el resentimiento

Por Pamela Jara Rocha escritora de la ciudad de Traiguén

0 71

El resentimiento es una emoción de rabia, sentimiento de hostilidad contra una persona o un grupo de personas al que se considera que ha tenido un trato inadecuado, injusto, siendo lastimados, humillados, sin haber sido capaces de defendernos. Es sentir una y otra vez, el enojo que vivimos en el pasado y que fue provocado por un individuo o situación particular.
Con frecuencia tendemos a negar nuestras emociones “negativas”, porque fue lo que aprendimos. No queremos sufrir y para eliminarlo tenemos que olvidar lo que sucedió y puede ser doloroso.
No es fácil aceptar que algo que sucedió hace mucho tiempo, nos sigue afectando. Significaría reconocer que somos débiles, incapaces o vulnerables ante los demás. Pero la realidad es que, si no lo aceptamos y eliminamos, siempre va a empañar nuestra vida.
Además, el coraje que es parte del resentimiento, deteriora nuestras relaciones y daña la salud, porque afecta de la misma manera que el estrés.

Algunas características del resentimiento son las siguientes: El afectado se pone mal ante la presencia o sólo al escuchar mencionar el nombre de la persona o la situación. Se finge entusiasmo por estar con él o ella cuando en realidad se preferiría lo contrario. El afectado comienza a actuar de manera hipócrita, sin expresar sus verdaderos sentimientos. Pero ¿hasta cuándo se podrá actuar de esta manera? y ¿a qué costo?

El resentimiento es una carga demasiado pesada que puede repercutir muy negativamente en el ser humano, de hecho hay estudios que indican que es el causante de graves enfermedades. Por eso la pregunta que surge es

¿Cómo poder superar el resentimiento?
Hay algunas cosas que podemos hacer para liberarnos de él como las siguientes: Trabajar en los sentimientos de ira hacia esa persona, admitiendo que existe resentimiento sin resolver y decidir librarse de él lo antes posible. Es fundamental en este caso NO quedarse pegado en el tema, sino más bien buscar la recuperación dando “vuelta la página”.
Algo que considero relevante para liberarse del resentimiento, es ver ese sufrimiento como una forma de sacar lo mejor de nosotros, como por ejemplo, adquirir paciencia, autodominio, aguante, cualidades nos ayudarán a ser más agradecidos y compasivos con los demás.
Sería bueno esforzarse por aceptar que la vida muchas veces es injusta. Por eso es importante que trates de mejorar tu autoestima y sensación de valía personal, centrarte en ti y en lo que puedes hacer por mejorar tu vida presente y futura sin pasar al extremo de sobre valorarte.
Algo también muy importante, es cambiar los pensamientos negativos por unos constructivos, bañados de esperanza y optimismo. Recuerda que no siempre todo es malo.
Con una actitud positiva lograrás liberarte de la pesada carga del resentimiento. Verás la vida con una visión distinta, lo que redundará en un futuro muy prometedor.