Un espacio abierto a la Comunidad

Estudiantes del Liceo C-9 de Traiguén Están “en toma” por demandas de infraestructura y una mejor Educación

0 14

Alcalde de Traiguén se niega a establecer mesa de diálogo y amenaza con desalojar a los estudiantes.

Una toma pacífica es la que protagonizan desde el lunes los estudiantes del Liceo C-9 “Lucila Godoy Alcayaga” de Traiguén exigiendo que el municipio atienda una serie de demandas por mejor infraestructura y administración educativa que permitan el adecuado desarrollo de las actividades escolares de los 470 estudiantes que asisten a sus aulas.

Javiera Poblete Valdés, presidenta del Centro de Alumnos de este emblemático establecimiento educacional, explicó que la ocupación responde a la nula respuesta que la comunidad estudiantil ha tenido a los problemas que desde el año 2014 han sido demandados a la administración municipal. Estos se refieren a la falta de una adecuada calefacción en todo el recinto, especialmente en salas de clases donde existen algunas estufas sin gas; el evidente deterioro del gimnasio, por existencia de goteras; la falta de implementación para el desarrollo de actividades deportivas; la carencia de material de estudio, patios inundados, casino donde se entrega alimentación a los alumnos con presencia de ratones y el actuar negligente de la Dirección de Educación Municipal (DAEM) con este establecimiento a cargo de Oscar Villar Brevis.

“Nosotros estamos pidiendo una respuesta definitiva. Esto no comenzó ayer ni el lunes, sino que se viene planificando hace tres semanas cuando a través del director comenzamos a pedir respuestas a estas necesidades. El 2014 pasó lo mismo y la mayoría de las peticiones que hicimos entonces hoy persisten y hasta ahora el alcalde Luis Alvarez, con una actitud desafiante y amenazante, se ha negado a hablar con todos los dirigentes que protagonizamos este movimiento y con los tres concejales que nos apoyan para llegar a acuerdos, y no lo hace porque sabe que juntos somos fuertes”, indicó la dirigente estudiantil.

Poblete afirma que la toma del liceo continuará, luego que ayer el intento de diálogo entre los dirigentes estudiantiles y los concejales con el alcalde Álvarez, fracasó por la insistencia del edil de hablar con sólo un dirigente. “Eso no es justo y lo peor es que nos ha amenazado que si no deponemos nuestra actitud nos van a desalojar. Nosotros queremos algo concreto, no palabras. Queremos un documento firmado donde se comprometan porque los discursos no sirven. Hoy contamos con el apoyo de estudiantes, apoderados y profesores”, indicó la dirigente.

Rossana Rathgeb, Pablo Mena y Essio Guidotti son los concejales que han tratado de mediar en este conflicto respaldando la postura de los estudiantes. Rathgeb, en nombre de estas autoridades, ha manifestado que “es inconcebible haber llegado a esta situación que se arrastra desde el 2014 cuando estos mismos estudiantes plantearon estas mismas necesidades. Que el Estado disponga recursos para Educación y que el municipio no los gestione es un evidente abandono de deberes y una falta de compromiso con la Educación de la comuna y con la comuna. Esto es falta de gestión que hay que resolver a la brevedad”, señaló.

Según los dirigentes el paro continuará hasta que se establezca una mesa de diálogo con el alcalde, quien por su parte ha señalado que podría desalojar a los estudiantes que están en la toma en cualquier momento.